ESCUCHA TU HIMNO

ANDALUCIA ES TU TIERRA, DEFIENDE LO TUYO

lunes, 8 de marzo de 2010

DÍA INTERNACIONAL DE LA MUJER TRABAJADORA


Uno de los fenómenos más importantes desde los comienzos del siglo XX ha sido el cambio producido por el papel de la mujer en la sociedad, como consecuencia de la lucha por el logro de los mismos derechos para todas las personas al margen de las diferencias en función del sexo. Entre otros aspectos, esto posibilitó una mejora considerable en la formación y en la sistemática inserción laboral en campos que hasta entonces les habían estado vedados pues, en general, su actividad se había visto reducida a sólo lo que concernía al hogar y al cuidado de la familia. Por eso, su incorporación al trabajo externo supuso un avance, pero el mismo no ha estado exento de obstáculos, dificultades y discriminación, algunos de los cuales han sido superados y otros aún permanecen. Por tal razón no puede darse por finalizada la tarea de la revolución femenina y con ella la de la igualdad.


Desde 1910 se viene celebrando el Día Internacional de la Mujer Trabajadora y desde 1914 se ha venido eligiendo el 8 de marzo para su conmemoración. Es evidente que los tiempos han cambiado y que la problemática de la mujer actual no es la de entonces. Hoy existe una amplia concienciación en cuanto a sus derechos, entre los que se encuentran el del trabajo. Por otro lado, es verdad que el empleo femenino ha crecido y que la tasa de actividad de las mujeres jóvenes ha ido en continuo ascenso. No obstante, nos encontramos con notables disparidades en relación con los varones y más en estos momentos de crisis económica. En este sentido el paro femenino es mayor y se siguen observando menores niveles de ingresos, derivados en buena medida de los inconvenientes que se dan en el intento de compatiblilizar la carrera profesional con la vida familiar, así como de otros factores como la precariedad en el empleo.


Si esto es así desde una perspectiva global, el panorama se recrudece y sobredimensiona cuando se considera la realidad en Andalucía. La tasa de actividad de la mujer andaluza es menor que la de media correspondiente a las mujeres del resto del Estado español y, además, su índice de paro es sensiblemente superior, aproximadamente se encuentra en más de 20 puntos.


A la vista de todo lo anterior, desde el PA+PSA se consideran necesarias todas aquellas actuaciones conducentes a la eliminación de los obstáculos, dificultades y discriminación que sufren las mujeres para su pleno desarrollo personal y laboral. Para ello, se tiene que hacer efectiva la igualdad de oportunidades, una política adecuada de subsidios familiares y medidas fiscales favorecedoras por los hijos, que eviten el sacrificio de la carrera profesional, la promoción de valores, actitudes y comportamientos que equiparen las responsabilidades de varones y mujeres en las tareas domésticas, políticas de igualdad realistas y dignas y revisión y mejora de la Ley de Dependencia de manera que no descienda la tasa de actividad de las mujeres andaluzas a partir de la aparición en el seno familiar de personas a las que haya que cuidar.


El PA+PSA seguirá apoyando y reivindicando cualquier acción por pequeña que pueda parecer para alcanzar una verdadera igualdad entre hombres y mujeres.

0 comentarios:

  © Blogger templates The Professional Template by Ourblogtemplates.com 2008

Back to TOP